The Clinic

07.12.2010

Por Claudia Lagos Lira

Bastante revuelo ha causado en estos días el llamado a los avisadores hecho por una organización ultra católica para boicotear a The Clinic, en respuesta a una sátira de Benedicto XVI vestido de condón. El medio ha denunciado que como consecuencia, CCU retiró el aviso de un concierto que auspiciaba. En esta columna, Claudia Lagos argumenta que las presiones económicas limitan la libre expresión de las ideas y, aunque se trate de privados, es una forma de censura.
Ideas Digitales Aplicadas