Ir arriba

Comentarios (8)

Felipe | 10.12.2021
jajajja.... eres un graaaaaan pero graaaan mentiroso. Tìpico de hacer mezclas de mentiras con verdades. Interesante seria un análisis de la extrema izquierda entonces; basta con usar el corrector y cambair la palabra derecha por izquierda y colocar cada nombre de los tìteres y titiriteros de izquierda.... ¿te queda tinta en la pluma? Ensuciate y manos a la obra. Eso harìa un periodista verdadero. Por què no lo ha hecho nadie aún???? No lo necesita el pueblo de Chile, ya lo tiene muy claro.
Sergio | 08.12.2021
El análisis sostiene una tesis falsa, académica, simplista. En Chile la izquierda y la derecha han sido, son y serán menos del 30% de los votantes cada una. A los más en conjunto 2/3 del total. En los inicios de la concertación ambas eran un tercio y el otro tercio eran votantes que dependiendo del momento y la oferta electoral votaban desde izquierda a derecha. En la medida que la corrupción política fue creciendo se llegó a enero de 2003. Gobierno de Ricardo Lagos. Cuando la derecha salvó de su extinción a la izquierda. La ciudadanía recibió claramente el mensaje "derecha e izquierda unidas jamás serán vencidas". Se desató una corrupción pública y privada sin descaro. Donde participó todo el espectro político, sin ninguna exclusión. El Congreso pasó a ser el garito donde todo estaba a la venta por el precio fijado. Y todo a la vista de la ciudadanía, descaradamente. Eso explica Piñera I. Ingenuidad I de los ciudadanos que votaron. El golpe de estado perpetrado por el partido comunista y la izquierda en mitad de Piñera II, consumado con la entrega de la Constitución, puso término a la izquierda y derecha anteriores a 10/2019. Esa fractura, más repetidos fraudes electorales, llevaron a la formación de una convención capturada por el partido comunista y la nueva izquierda los que, sin tapujos, mantuvieron la violencia, desobedecieron su mandato y mostraron su real intención: ser asamblea constituyente y eliminar el plebiscito de salida. Sin embargo la nueva izquierda y los convencionales fracasaron. Los votantes no sólo le quitaron los dos tercios en el Congreso sino que los redujeron a menos de la mitad. Esos votantes no fueron de extrema derecha (o hace rato se habría iniciado una noche de los cuchillos largos). Esos votantes fueron el chileno común y corriente que vive en orden, paz y de su trabajo, los que por primera vez tenían la oportunidad de castigar la política corrupta. Aquellos que votaron por José Antonio Kast tampoco son extrema derecha. ¿Un 30% de votantes de extrema derecha? No. Chilenos castigando a los políticos corruptos de la derecha. Y el mismo castigo a los políticos corruptos de la ex concertación se refleja en MEO y Provoste. La segunda vuelta del 19/12 es en contra de la corrupción pública y privada de los últimos 30 años, y a favor del orden, paz y progreso. En las últimas semanas es público y notorio que la nueva izquierda anida los mismos problemas de corrupción, agravados por un líder compulsivamente mentiroso que segundo a segundo queda en ridículo. El próximo presidente será José Antonio Kast, por amplia mayoría. ¿Extrema derecha? No. Es mucho más profunda la explicación para quienes están votando. Es una elección entre el bien y el mal. Y el bien es Kast.
Facundo | 02.12.2021
Entiendo y empatizo con el temor que una persona de la comunidad LGBT siente con la fuerte y previsible reacción a la expansión de teoría de género hacía el consenso "progresista". Los horribles personajes como Bolsonaro, Kast, Erdogan, Trump, no son una "Internacional Fascista" o un "Movimiento", como Steve Bannon, un paria, ex-asesor de Trump fantasea. Aunque muy peligrosos, lo son más para el medioambiente que para los derechos de la comunidad LGBT. Judith Butler como la emperatriz de la verdad de género es tan fascista como Kast de presidente.
Fernando Senerman Mandek | 02.12.2021
Isaac que grandes letras, con que proligidad y finura, vas sacando capa tras capa, para ir revelando un tejido muy bien hilado, que se encuentra, tras una cara de pajarito nuevo, detras del cual hay, posiblemente un plan quirurjico, para mantener manteles blancos, con manjares selectos exclusivos, para una elite particular y las sobras y cascaras al suelo, sean recogidas, por un pueblo ingnorante, ingenuo que mira pal lado, y se sigue dejando abusar. Pones el telon de fondo, con los muchos fondos que contiene, revelando que estos "viajes al norte", son claramente estrategicos, para dejar bien ARMADA la maquina virtual de los ganadores, asi, deja de ser vital el voto de la urna - tan antiguo- que se peina a gusto con el lavado negro, de un montaje de piezas que se fabrican en computadores. Cual sera la llave de esta caja de pandora? Que dira el oraculo de Delfos? Abra que encontrar la salida, entre tantas puertas... en algun lugar soñado de los patios del colegio, nos volveremos a encontrar , y asi partir la naranja, para que la ventana se abra, dejando entrar el hermoso fruto .de la luz
Ignacio | 30.11.2021
Creo que el artículo adolece de lo que Eduardo y Juan Carlos señalan: ¿cuál es el electorado? Sin embargo, estoy lejos de compartir sus puntos de vista. La gente que vota por Kast no es diferente a los países del mundo donde ganó la extrema derecha. Usan el descontento ciudadano, la necesidad de orden público, el populismo penal y un exceso de mentiras para alcanzar sus objetivos. Es más de la misma mierda aunque ustedes no lo quieran ver, para no sentirse parte de los mismos que sufrieron el engaño y lo entiendo. Saludos.
juan carlos | 30.11.2021
La situación en Chile no es comparable a la de otros países, dado que por 30 años ha gobernado la centro izquierda y se han destapado escándalos transversales de los partidos tradicionales provocando un desaliento en la política tradicional. Los emergentes hoy son de partidos nuevos y como en cualquier lugar del mundo faltan lideres con ideas claras. Los planteamientos más claros vienen de Kast y eso es innegable.
Emonts Claude | 30.11.2021
Muy interesante. Pero olvidan la parte flamenca de Bélgica (60% de la población belga) dónde el Vlaams Belang (intereses flamencos) es el partido más valorado en los sondeos y segundo en el parlamento federal belga, u Francia con Marine Le Pen y hoy el polémista Éric Zemour que, segun los sondeos "pesaría" 15% de la votación francesa...
Eduardo | 29.11.2021
Lo que este artículo no visualiza es la realidad particular de nuestro país, Chile. No es que haya aumentado la extrema derecha, eso es inexacto, se trata que mucha gente de todos los sectores de la ciudadanía votará por Kast, no por alguna adhesión ideológica, sino, por un agotamiento de las personas a la clase política tradicional que es ambigua más allá del color político, es decir, por una cuestión moral y conductual.
Icono de noticia

¿Algo que agregar?

Debe contener sólo valores alfabéticos
Debe llenar este campo con un e-mail válido
Revise los campos nuevamente
icono financia

¿Cómo se financia CIPER?

Ver informes de ingresos
icono apoyo

¿Cómo apoyar a CIPER?

Conoce las opciones
icono principios

Principios de CIPER

Lo que nos mueve
icono directorio

Directorio Fundación CIPER

Nuestro directorio
icono equipo

Equipo CIPER

Conócenos
icono investigacion

Investigaciones
con impacto

Revísalas
icono premios

Premios obtenidos

Ver premios
icono trofeo

Libros CIPER

Conócelos
icono trofeo

Enviar cartas y columnas

Revisa las opciones